Muelle 56, Riptide (1984-1986)

Regresamos al mundo de la televisión y lo hacemos entre los años 1984 y 1986, los mismos en los que estuvo en antena una serie que prácticamente era calcada a muchas de aquellas que llegaban de Estados Unidos pero que parece ser que siempre tenían algo de éxito, aunque fuese para emitir por la 2 en aquellos años.

La serie se titulaba Muelle 56, Riptide. Su creador fue el incombustible Stephen J. Cannell, a quien vimos en infinidad de series más de los ochenta y estaba protagonizada por Perry King, Thom Bray y Joe Penny, a quien veríamos también en otra serie de la que hablamos anteriormente, Jake y el gordo.

Cody Allen y Nick Ryder, personajes de la serie, fueron amigos del ejército y excombatientes de Vietnam. Ambos deciden abrir una agencia de detectives pero como tenían muy pocas luces para las últimas tecnologías deciden contratar a un genio, Murray Bozinsky, quien había inventado un robot que les podía ayudar a resolver sus casos en la zona sur de California.

Los protagonistas de la serie

Entre caso y caso, lo mismo de siempre, mujeres en bikini por un lado y por otro y casos de lo más variopinto iban llegando a las manos de estos investigadores, los cuales resolvían los casos de las formas más disparatadas posibles.

Otra característica de la serie era que cada uno de los personajes contaba con una ayuda especial. Cody era el dueño del Riptide, un barco que hacía las veces de oficina, Nick era el dueño de un antiguo helicóptero con una enorme boca y Boz (Bozinsky) tenía un robot naranja al que llamaba “RoBoz”.

¿Cuántos de vosotros recordáis esta serie?

You may also like...

3 Responses

  1. Jesusyar dice:

    Que bueno, yo crei no tener recuerdos de cuando era muy niños(4Años) y aunque siempre hablaba de esta serie nadie recordaba cual era, grata sorpresa me lleve aqui al encontrar informacion(Años al aire) gracias…

  2. Luciano dice:

    Amaba esa serie y la musica que pasaban en ella

  3. Granda dice:

    Buena serie y es cierto casi nadie la recordaba

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *