Hoy se cumplen los 25 años del recordado encuentro de fútbol entre las selecciones de España y Malta válido para la clasificación de la Eurocopa de 1984 y que terminó con el resultado de 12 a 1 a favor de la selección española, algo que para algunos es una auténtica gesta y que para otros ha sido un tongo porque afirman que hubo influencias económicas a favor de la humilde selección maltesa para que se dejase ganar, aunque hay que tener en cuenta que el bagaje de la selección de Malta era casi nulo y que llegaba de perder frente a la selección irlandesa por 9 a 0.

El partido se jugó en el por aquel entonces Benito Villamarín, actualmente Manuel Ruiz de Lopera, estadio del Real Betis. Por aquel entonces la misión era realmente imposible, pero la selección entrenada por el desaparecido Miguel Muñoz aunó fuerza y casta española y consiguió lo que nadie habría pensado hasta ahora.

Fotografía de la selección española

La selección maltesa presento a un once carente de renombre en el fútbol internacional y la española presentó bajo palos a Buyo, que era la primera vez que vestía la camiseta de la selección, Señor, Maceda, Goicoechea, Camacho, Gordillo, Víctor, Sarabia, Santillana, Carrasco y Rincón. Era una noche lluviosa en la que 30.000 personas asistían a lo que sería una auténtica hazaña deportiva.

El resumen del partido quedaba así:

– En el minuto 16 Santillana marcaba el 1 – 0
– En el 24 empata Malta gracias a un gol de Degiorgio, 1 – 1
– Marcaba de nuevo en el 26 Santillana, 2 – 1
– Minuto 29 hattrick de Santillana, 3 – 1
– A los dos minutos de comenzar el segundo tiempo Rincón hacía el 4 – 1 y repite en el minuto 57 dejando el marcador en 5 – 1
Maceda cumple también en el 62 y repite en el 63, 7 – 1

Momentos antes del inicio del partido

Rincón ante un público entregado consigue otro gol en el minuto 64, 8 – 1
Santillana en el 76 marca su cuarto gol, 9 –1
Rincón hace otro hattrick en el 78, 10 – 1
Sarabia se une al grupo de goleadores en el 80, 11 – 1
– Y finalmente en el minuto 83 Señor marca el tanto definitivo que le da automáticamente la clasificación a la escuadra española para la Eurocopa de 1984, 12 – 1

Aunque consiguió algo que parecía increíble, finalmente perdió la final contra el equipo anfitrión, pero la selección española firmaba la que hasta entonces ha sido una de las gestas deportivas más recordadas del deporte español.