El Coche Fantástico (1982-1986) (II)

Michael formaba equipo con un coche muy especial llamado KITT, que era el acrónimo de Knight Industries Two Thousand, que en realidad era un Pontiac Firebird Trans Am, pero claro, con tantos retoques que sólo se le conocería por su línea exterior. Pero… ¿qué tenía este coche para que fuese tan diferente?

Era un coche que hablaba, y que tenía una inteligencia sin igual, era capaz de gestionar millones de operaciones por segundo, estaba dotado de un potente sistema de rayos X que le permitía ver tras las paredes, soltaba aceite cuando alguien le perseguía, tenía un potente gancho tras la defensa delantera e incluso el Turbo Boost, un sistema que permitía al coche (y a Michael) salir disparados por los aires como si hubiesen tomado un trampolín para salir de situaciones difíciles.

Michael Knight a bordo de KITT en su versión cabrio

Además de todo esto contaba con conducción sobre dos ruedas, asientos eyectables, oscurecimiento de cristales, piloto automático, modo super persecución y super frenado (a partir de la tercera temporada), modo silencioso, analizador químico y de sangre, lanzamisiles, localizador, pulso electromagnético, modo cabrio, ruedas con pinchos para mejor agarre y modo acuático para conducir tranquilamente sobre el agua (también a partir de la tercera temporada) y todo eso con tan solo pulsar un botón, por algo era el coche fantástico.

KITT por los aires con el Turbo Boost

Como apunte técnico hay que recordar que el modelo original del coche, Pontiac Firebird Trans Am, fue fabricado entre los años 1973 y 1976 (aunque el concepto era de finales de los sesenta) y contaba con un motor de ocho cilindros en V de 7.4599cc. y con una potencia máxima de unos 310 caballos, pudiendo lanzar al coche a una velocidad máxima de 211Km/h, algo muy veloz para aquellos años.

Durante el desarrollo de la serie se usaron muchos coches, algunos adaptados y completos capaces de moverse por sí mismos pero en los saltos, choques y explosiones eran simplemente la carrocería, la cual estaba propulsada por diferentes sistemas de tracción exteriores.

En las siguientes entregas continuaremos conociendo más cosas sobre esta serie que tanto nos llegó a gustar a muchos cuando éramos unos chavaletes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *